Inicio Otras cosas Ordenadores y educación

Ordenadores y educación

5 minuto leer
22
0
27

Nicolas Negroponte nos ha visitado. Ha dado una conferencia en España, concretamente en Bilbao y allí ha hecho declaraciones como: «Los ordenadores son una parte integral de la educación primaria«. E imagino que los asistentes habrán despertado de su sopor, le habrán aplaudido y luego se han subido a sus coches oficiales y si te he visto no me acuerdo.

Y ese es uno de los problemas que aquejan en estos momentos a nuestro país. Se organizan eventos, se trae a personajes del mundo digital, porque está moderno, porque queda bien, porque uno sale en la prensa al lado de Negroponte y parece que es importante… pero luego de lo dicho al hecho. El presupuesto se gasta en estas presentaciones y no en cosas solidas que se puedan ver.

Que el ordenador debería ser parte integral de la educación primaria es algo tan palmario, se ve tan claro, que por eso mismo asumimos que en la realidad no sea así. Pero más que el ordenador, como cosa abstracta, yo creo que lo que debería ser parte integral de la educación primaria es las posibilidades de intercomunicación, de trabajar en formatos digitales… es decir el ordenador es una herrmienta para crear contenido educativo digital, y para consultarlo, pero no debería ser el fin en si mismo.

Pero no, en nuestras escuelas seguimos usando montones de libros de papel, ingentes cantidades de libretas, profesores que repiten año tras año el temario que algunos han creado en la capital… y así nos va luego.

El otro día, en casa mi mujer le compró a mi hijo un cuaderno de caligrafía. La verdad, es que la letra de mi hijo es muy mala, es difícil de entender. Pero mientras lo veía haciendo caligrafía, pensaba en el poco rendimiento que le iba a sacar cuando creciese a tener una letra bonita. Yo, hace años que no escribo a mano. Salvo alguna nota en alguna reunión, no hay nada que escriba en papel. Así que mi hijo será todavía peor.

Y me he planteado seriamente un experimento divertido. Regalarle a mi hijo un miniportátil, con una modem 3G, y que se lo lleve al colegio. Que lo use para hacer ejercicios, que busque en la red lo que le están explicando en tiempo real… podría ser divertido. Y total en una mochila que pesa 7 kilo, 900 gramos no se notarían mucho. Y el partido que le podría sacar a esa conexión digital, creo que sería muy grande.

Resumiendo, estamos enseñando a las nuevas generaciones de espaldas al cambio de paradigma que significa la información digital… pero bueno es lo que hay. Además la resistencia al cambio de los profesores (sé que hay excepciones) es tremenda. Nosotros en la tienda seguimos reinstalando Windows en ordenadores que el gobierno autonómico envía con Lliurex… porque nadie acudió a los cursos del susudocho Linux y nadie quiere aprender a manejarlo…

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por tendero-digital
  • Sistema de votación en elecciones locales

    Hace un rato he ido a votar para las elecciones locales y europeas. Este año como ya comen…
  • Otra vez en línea

    Cuando uno consigue encontrar un poco de tiempo para volver al vicio de escribir aquí… lle…
  • Pásame la llave del ocho

    Dentro de poco la frase del título se escuchará en el taller de la tienda, que será un tal…
Cargue Más En Otras cosas

22 Comentarios

  1. Undomain

    13 noviembre 2008 en 10:38 am

    Realmente le comprarias ese portatil a tu hijo?
    Yo no seria capaz… primero por el peligro de perderlo/dañarlo/robarlo, segundo por el cabreo del profe de turno capaz de requisarselo, y por último por los «lumbreras» de la clase, que pronto le darian un uso «alternativo» al trasto…
    Lo que tendrian que hacer es poner ordenadores de verdad en el cole y enseñarles a utilizarlos.

  2. David González

    13 noviembre 2008 en 10:46 am

    Hola.

    Es la primera vez que escribo en el blog, pero es que esta entrada me toca en lo más profundo, pues es algo que también se está discutiendo mucho en mi entorno.

    Es cierto que la educación debería modernizarse y acercarse un poco más a los tiempos que corren. Pero creo también que existe un cuerpo de conocimientos que son, por decirlo de alguna manera, «atemporales», como pueden ser las Matemáticas, la Física y la Química básicas y, ¿por qué no?, la Lengua. Es cierto que con estas materias se pueden hacer muchos experimentos a la hora de transmitirlas a los alumnos; de tratar que se les hagan más fáciles de asimilar; que se diviertan aprendiéndolas. Esa creo que es tarea del profesor, y depende de su nivel pedagógico, de sus inquietudes y de cómo se defienda con las nuevas tecnologías. Porque creo que, al fin y al cabo, año tras año se trata de enseñar lo mismo. 2+2 = 4 no cambiará por mucho que cambiemos el temario. Lo que sí puede cambiar es que hoy el profesor use una pizarra, el curso que viene un proyector de diapositivas, el siguiente ordenadores, más tarde una pizarra inteligente… Todo depende de los recursos del centro y del nivel del docente. Por ello soy de la opinión de que, en primer lugar, los libros de texto no deberían cambiar de curso en curso.

    Por otro lado, ¿hacer caligrafía sí o no? Siendo realista, SÍ. Por desgracia (o por fortuna), la mayor parte de la información de hoy en día está en papel. Manuales técnicos incluidos. Y, aunque es cierto que muchos ya están en red, lo cierto es que mucha gente (yo entre ellos) encuentra más cómodo descargarlos, imprimirlos y tenerlos a mano para consultarlos. Y, dado lo que avanza la tecnología y que cada año, como mínimo, sale un manual nuevo, estos suelen contener erratas. Erratas que se corrigen a mano. O se pone una nota al margen para tener en cuenta algo. Y ya no digo de algo tan prosaico como dejar una lista de tareas a alguien en un post-it, o esbozar un esquema de montaje de algo.

    Estoy de acuerdo en que utilizar el ordenador para ampliar la información de cualquier tema es una de las revoluciones de la enseñanza. Pero también creo que buscar esa información en el aula, mientras el profesor explica… ¿No es más fácil atender la explicación? Recuerdo un profesor que solía pedirnos que cerrásemos los libros y dejásemos los bolígrafos cuando explicaba algo. Después nos preguntaba si lo habíamos entendido, hacía un par de preguntas para asegurarse y luego repetía para quien quisiese tomar notas.

    Sí, es cierto que la tecnología avanza una barbaridad y la escuela se está quedando atrás. Pero creo también que sigue existiendo una serie de habilidades que yo calificaría de básicas. Es como si se pretendiese que, como todo el mundo puede acceder a una calculadora, ya no hace falta aprender a sumar o a restar.

    Bueno. Perdón por el rollo macabeo y gracias por haber creado este blog.

    Un saludo.

  3. chamaruco

    13 noviembre 2008 en 12:15 pm

    Como en todos los ámbitos de la vida hay buenos y malos profesonales, en la enseñanza no iba a ser menos. Yo recuerdo con cariño a profesores que, teniendo fama de «duros», eran capaces de transmitirte los conocimientos necesarios clase tras clase sin que nadie se quedase atrás. En el instituto, uno de los mejores profesores que tuve fue el temido «Petete», puedo decir sin temor a equivocarme que toda la química que aprendí en mis años de estudiante, se la debo a él. Hasta el punto de aprobar con nota en las «químicas» de mi carrera sin tocar un solo apunte… y no recuerdo yo haber estudiadio denodadamente en el instituto: se aprendía en sus clases.

    Es obvio que todos tenemos que tener unos conocimientos básicos mínimos, pero también es obvio que no se puede seguir enseñando lo mismo que se enseñaba hace 50 años. Lo mismo que no tiene sentido que todos los niños aprendan a cortar una pluma y a usar un tintero…

  4. bull

    13 noviembre 2008 en 12:23 pm

    Hola tendero,

    Normalmente suelo estar de acuerdo con tus posts pero definitibamente no con este. Tal vez la tecnología se está imponiendo poco a poco, pero allá donde esté un lapiz y un papel nadie te puede parar. Si tu hijo no es capaz ni de entender su propia letra, dentro de 20 años cuando alguien le pase una nota por teléfono o cualquier cosa y no tenga nada a mano más que un lapiz y un papel se va a quedar muy perdido, y me dirás que en 20 años habrán cambiado tanto las cosas que no hará falta lapiz y papel en ningún momento. Yo creo que eso sería como decir que en 20 años el hombre dejará de caminar para ir a los sitios porque no hace falta.

    Yo soy de los que piensan que los ordenadores y la informática deberían ser una asignatura de las fuertes en la escuela hoy en día, pero nada más lejos de la realidad, donde esté el papel el lapiz y el libro para el resto de asignaturas nada mejor. En la Universidad casi lo mismo. Yo tengo 26 años, a los 13 mi escuela tuve una asignatura de programación, fui un privilegiado y ójala mis hijos tengan esa posibilidad tmb. Trabajo a diario con los ordenadores y sinceramente deseo que mis hijos no se pasen tantas horas como yo lo hago delante de una pantalla, mejor que miren a la pizarra y al papel, que aprendan ellos a estructurarse sus apuntes, que lo hagan con hojas recicladas, que lean de mis libros y de los libros que les gusten. Porque si aprenden que en internet te lo dan todo mascado entonces su capacidad de organización se puede ver mermada para proyectos que tengan que empezar «de cero». Nuestros hijos tienen que aprender a «tirar para alante» tanto con profesores buenos como con malos y no necesariamente de Internet, eso son asignaturas que los padres también debemos aprender.

    Mis hijos recibirán antes un balón de fútbol y una patada en el culo para que baje al parque que una play o un ordenador…

  5. ruisan

    13 noviembre 2008 en 12:58 pm

    Estoy a favor de que se enseñe caligrafía, igual que se sigue enseñando matemáticas aunque existan las calculadoras, pero tengo una duda, a ver si alguno me la puede resolver:
    Se da mecanografía en los colégios? Y no como una asignatura opcional o similar, sino dentro de las asignaturas troncales?

  6. rafaelgc

    13 noviembre 2008 en 3:41 pm

    Problema de formación del profesorado. En magisterio hacen portales de belén de plastilina (cosa que está muy bien), pero para muchos de ellos el ordenador es tan desconocido como para los padres o los niños de primaria. Se limitan a usar el procesador de texto y la wikipedia. Ni hablemos de intentar usar flash para una animación didáctica, o de aprender a hacer materiales útiles, nuevos y bien estructurados que supongan nuevas formas de aprender.

    El problema no es de contenido. Todos estamos de acuerdo en que hay que aprender sólidamente las materias instrumentales, en que es bueno usar la memoria para desarrollarla.

    Problema político: políticamente, ha quedado de puta madre la autonomía que ha colocado montones de ordenadores en las aulas con su «regionlinux» propio. Pero esto es una patraña porque no ha significado ningún cambio en la forma de enseñar-aprender. Los ordenadores se morirán obsoletos sin haber servido para nada.

    Los ordenadores no son para aprender informática o mecanografía (que sí, también). Son (deberían ser) fundamentalmente para aprender de todo, pero
    con métodos más modernos y que mejoren a nuestros hijos intelectualmente, como personas, y en su adaptación al nuevo mundo en que vivirán.

    Tristemente, los ordenadores no han cambiado nada en un sistema que se resiste a cambiar desde todos sus estamentos: políticos, profesores, alumnos y padres.

  7. ruisan

    13 noviembre 2008 en 5:27 pm

    rafaelgc, mi comentario iba más en la linea de que en otros comentarios se ha hecho hincapié en que hay que enseñar caligrafía, aunque vaya a usarse poco, pero sin embargo, por lo que yo se, no se enseña mecanografía, y seguro que a lo largo de su vida se van a hartar de escribir en un teclado.
    Mi intención no era decir que debería haber ordenadores para que aprendieran mecanografía.

  8. Fernando Galan

    13 noviembre 2008 en 5:35 pm

    El aprendizaje en los primeros años de infancio (hasta los 9-11, depende del niño) es fundamental. Pero no a nivel de contenido, sino de método. Los niños deberían ser capaces de hacer de memoria multiplicaciones, divisiones… ¿Para qué, si cualquier móvil tiene calculadora? Para que tenga un cerebro funcional, para que no te suelte que 120×30=420 (?) y no le parezca una burrada. Debe ser capaz de aprender cosas de memoria: puede que no sea la lista de reyes godos, pero no puede olvidarse del nombre de una persona que le han presentado hace media hora. Debe ser capaz de escribir a mano; es verdad que hoy NADIE escribe a mano, pero es una capacidad que debe ser interiorizada.
    Una personal incapaz de escribir,(a mano), calcular (de memoria y a mano) entender un texto (y no buscar una recensión por internet) mantener una conversación (por voz, no por chat) es un analfabeto funcional.

    Por eso hay que aprovechar la infancia para desarrollas esas capacidades: no te aseguro que le serán imprescindibles necesarias en el futuro; pero el desarrollo humano integral también pasa por estas cosas. Somos seres humanos, no cyborg

  9. ruisan

    13 noviembre 2008 en 5:51 pm

    Fernando, esa respuesta es para mi? Estoy totalmente de acuerdo contigo. Fíjate que yo en ningún momento niegue que hayan de proporcionarse esos conocimientos ni la importancia de los mismos.
    No somos cyborgs, pero vivimos en un mundo rodeado de ordenadores y de teclados. Y ese es el mundo real. Supongo que ya nadie entrega un trabajo de clase escrito a mano. En mi época, y ha llovido desde entonces, ya casi nadie presentaba trabajos a mano. Y como digo, por lo que se, no se enseña mecanografía en las clases, y no lo entiendo.

  10. Hal

    13 noviembre 2008 en 5:59 pm

    Hombre, yo mas que un portátil le regalaría algo como un iliad, que viene a ser una especie de libro electrónico, sin backlight, lee pdf y permite hacer anotaciones «a lapiz» en ellos, etc etc. Lo hay con wifi (creo q la versin 1 nacio para que la gente mirara los periodicos, en parte xD) y sin wifi.

    Por cierto, es la segunda vez que leo que comentas sobre este tema. Si te da por hacer el experimento, ya nos contarás qué tal te va. La verdad, para la enseñanza seguimos en la edad de piedra.

    Si no conoces el iliad (o similares), tienes las especificaciones aquí

    http://www.irextechnologies.com/products/iliad

    Yo estoy encaprichado con uno (algun dia quiza…sniff está caro aún para mí) Si alguna vez cae alguno en tus manos, espero que hagas una review 😉

    Saludos

  11. ruisan

    13 noviembre 2008 en 6:07 pm

    Hal, esa es otra guerra. Los niños deberían tener como mínimo libros electrónicos o el portátil que comenta el tendero y los libros de texto deberían ser electrónicos. Pero claro, entonces no se podría cobrar lo que se cobra por ellos ni aunque los cambiaran cada año.

  12. ruisan

    13 noviembre 2008 en 6:09 pm

    Y de hecho en cuanto consideras la posibilidad de que el libro sea electrónico te das cuenta de que el libro de texto como lo conocemos esta obsoleto (cumulo de información inmutable empaquetado) y su paso al electrónico habré un montón de posibilidades.

  13. ruisan

    13 noviembre 2008 en 6:22 pm

    He escribo abre con h. Mil perdones.

  14. tendero-digital

    13 noviembre 2008 en 6:42 pm

    Hal:
    El Iliad, eso para mi. Estas Navidades tengo casi decidido que mi regalo sea un lector de libros electrónicos y me encanta. Había visto la primera versión, pero ésta me gusta mucho más… lo veo un pelín caro, pero será cuestión de hablar con los Reyes Magos…

  15. ruisan

    13 noviembre 2008 en 7:02 pm

    Yo tengo un Sony eReader y estoy encantado con él. Mucho más barato que el Iliad, aunque también con menos posibilidades.

  16. Hal

    13 noviembre 2008 en 7:14 pm

    Pues toda review sera bien recibida…(ejemm xD)
    Yo si no fuera por el precio ya me habría hecho con uno. Es lo que tiene ser pobre (crisis? que crisis?)

    Me pregunto qué pasaria si algunos críos empezaran a ir al cole con uno de esos. Por ejemplo, se ponen de acuerdo x padres, cada uno pasa a PDF (ilegallll!!) un libro de texto(o lo baja de por ahí), a los crios se les da un stick usb con todos los pdf y un iliad (o similar).

    Los 4 críos usan estos trastos como libros. que han de hacer anotaciones? pues con el lápiz que incorpora, y luego salvan el pdf.

    En x tiempo y por la típica envidia del cole, cada vez más críos lo tendrían.

    El problema? Las editoriales se alzarian contra la piratería de sus libros. Quizá el crío tendría que tener en casa, en papel, los originales(un robo) para que sea legal, y aún así buscarían la forma de tocarles las narices. Aparte de eso, no sé cómo está el tema de copyrights en libros de texto. Habrá una SGAE para libros? xD

    Otro problema es que el trasto en cuestión vale una pasta, y claro, da miedito ir al patio y dejárselo en clase solo y abandonado no? Que manguis hay en todas partes.

    En fin, que me temo que aún queda mucho para que se pueda hacer algo así, por desgracia.

  17. Nostromo ADF

    14 noviembre 2008 en 12:23 am

    Ya se está dando clases en España con ordenadores, sin usar prácticamente los libros a chavales de primaria. En Aragón. No recuerdo como se llama el programa, pero cada año lo usan más colegios. Empezó en Ariño y se ha extendido a múchos más. Usan tablet PC proporcionados por el gobierno de Aragón y tienen pizarras electrónicas.

  18. Fernando Galan

    14 noviembre 2008 en 1:42 am

    Ruisan: no, no era por ti.
    Lo de mecanografía, estoy de acuerdo al 100% (yo la aprendí con 12 años, un verano -puf- en maquinas mecánicas).
    Pero insisto que las habilidades básicas son eso, básicas: capacidad de conenctración-calculo mental-comprensión lectora-expresion oral y escrita.
    Los libros de texto hace años que se podrían haber informatizado… pero estamos como con el petroleo…

  19. Drulex

    14 noviembre 2008 en 10:36 pm

    Bueno Hal, no vivo en España, asi que no puedo decir que se mucho pero yo tenia entendido que la SGAE tambien se metia con los libros :S

  20. lorquianayloscochesmuertos

    15 noviembre 2008 en 2:59 am

    Ayh tendero, no le quites a tu hijo la valía de saber escribir a puño y letra bonita, sin faltas de ortografía. Le hará más humano y menos máquina.

  21. Alfredo

    18 noviembre 2008 en 12:15 pm

    Creo que parte del objetivo de educar es enseñar a utilizar las herramientas de las que disponemos. Una de ellas es el ordenador, pero otra importante es escribir a mano. No me imagino a nadie que use un ordenador sin que sepa escribir a mano. Ni un arquitecto que use el cad sin saber dibujar a mano. Alguien lo comentó, tenemos calculadoras, pero es importante saber sumar y multiplicar. Y todavía no hay ordenadores que escriban sobre la arena de la playa, ni sobre la espalda de los niños.
    Completamente de acuerdo que lo que hay que enseñar en primaria es a trabajar en equipo a través del ordenador. Herramienta básica en el presente e ineludible en el futuro inmediato.

  22. […] Ordenadores y educación […]

Mira además

La memoria del tendero es mejor

Ya he hablado muchas veces de la memoria selectiva de los clientes. Cuando les interesa to…